Los países que forman parte de la Convención de Ramsar se suman a un esfuerzo internacional encaminado a garantizar la conservación y el uso racional de los humedales, por eso se comprometen a crear reservas naturales o áreas protegidas en humedales, y promover la capacitación en investigación, manejo y vigilancia de los mismos, y a la aplicación de acciones encaminadas a promover y preservar los humedales.

 

En el año 1989 se crea el Consejo Nacional de Áreas Protegidas (decreto 4-89), como el órgano máximo y la entidad responsable de definir la política nacional en materia de conservación de la biodiversidad, a través de la administración del aprovechamiento y uso racional de flora y fauna silvestre, y fundamentalmente, a través de la promoción, dirección y coordinación del Sistema Guatemalteco de Áreas Protegidas, -SIGAP-. Así como también se le delega la responsabilidad de la implementación de los distintos tratados nacionales, regionales y/o internacionales de los cuales es signatario.


En 1988 Guatemala ratifica la Convención sobre los Humedales y con ello, el cumplimiento de las directrices de la Convención sobre el uso racional de los humedales a nivel nacional. Es, a partir de esta fecha que Guatemala inicia el proceso de designar una serie de ecosistemas de humedales en la Lista Ramsar.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Memorias laborales 2015

Portal de GuatEmpleo

Joomla Tutorials for Beginners